CON EL TRIUNFO DE MACRON A FRANCIA LE ESPERA
“UN GOBIERNO REACCIONARIO Y CORRUPTO”
El análisis de James Petras en CX36, 8 de mayo de 2017.

 

“(Emmanuel) Macron garantiza la OTAN bajo dirección de Estados Unidos y los militaristas. Es incondicional con la austeridad de la Unión Europea, del decrépito presidente Hollande, representa la política más agresiva hacia Rusia y Medio Oriente”, dijo el sociólogo estadounidense, profesor James Petras en su columna por CX36 de este lunes 8 de mayo de 2017.  “Fue un voto a favor de la ultraderecha, neoliberal y capitalista, la izquierda está a la cola de las fuerzas retrógradas”. Asimismo señaló que  “no es correcto” hablar de la victoria de Macron porque “Macron es un símbolo activo y no es novedoso, tiene una larga historia vinculada con el gran capital” y subrayó que “va a ser un gobierno reaccionario y corrupto”. A continuación transcribimos el análisis de James Petras que puede volver a escuchar aquí:
http://www.ivoox.com/james-petras-8-5-2017-audios-mp3_rf_18558182_1.html

 

Efraín Chury Iribarne: Profesor James Petras, bienvenido a Radio Centenario. ¿Cómo está?

James Petras: Estamos bien, gracias.

 

EChI: Bueno, Emmanuel Macron es el Presidente electo de Francia, sobre eso queríamos iniciar hoy tu participación porque el lunes pasado adelantabas de alguna manera una semblanza de cuáles eran las expectativas que se presentaban con Macron y con Marine Le Pen; y hubo una repercusión muy interesante en las redes sociales sobre tus comentarios por lo tanto creo que está muy bueno una explicación tuya respecto a lo que pasó en Francia y en qué línea va a estar Francia frente a la Unión Europea y frente al mundo.

JP: Sí,  absolutamente.
Los críticos intelectuales de la izquierda falsa querían decir pero no claramente que apoyaran a Macron. Que Macron no representa nada, representa principalmente al sector financiero, los bancos, apoyaron todas las fuerzas más reaccionarias en EE.UU. empezando con el Pentágono, porque Macron garantiza la OTAN bajo la dirección del Estados Unidos y los militaristas. Es incondicional con la austeridad, la Unión Europea mal llamada que representa el poder de los bancos y Alemania.
Macron apoya toda la política de austeridad del muy decrépito ex presidente Francoise Hollande. Representa toda la política más agresiva hacia Rusia, hacia Medio Oriente, los palestinos y lo demás.
Entonces, debemos, cuando hablamos de la victoria de Macron, no es correcto, Macron es simplemente un símbolo activo y no es nada novedoso, tiene una larga historia vinculada con el gran capital. Dicen que le falta experiencia, que es nuevo en la política, es absolutamente falso, él funcionaba con el Rothschild ganando él mismo varios millones por las compras y ventas de los banqueros de Rothschild y es un político que ha trabajado años con Hollande. Y como ministro de Economía él encabezó los planes de bajar los salarios, aumentar las horas, cortar las pensiones.
Entonces, decir que es algo nuevo que van a votar contra Le Pen es falso, es un voto en favor de la política de la ultraderecha neoliberal y capitalista.
En este sentido creo que los críticos que me criticaran, y principalmente la izquierda, está a la cola de las fuerzas retrógradas. Es una política que, en el sentido preciso, es renunciar a cualquier significación a la izquierda intelectual.
No analizan que era el programa de Le Pen. No analizan la trayectoria que está siguiendo Le Pen. Le Pen declaró después de las elecciones que va a transformar al partido, ya está en proceso de transformación. Han expulsado a los sectores más derechistas y podemos decir que los antisemitas y los demás.
Y podríamos decir que está en un camino interesante pero debemos actuar y analizar con mucha frialdad.
Pero una cosa quiero anotar, Chury, que los intelectuales no anotaron en ningún sentido. Que más de 25 millones no votaron en ningún sentido. Más de 15 millones no votaron abstención ni en blanco. Combinamos el voto por Le Pen, las abstenciones y el voto en blanco y es la mayoría.
Entonces, Macron es un candidato de la minoría capitalista con la izquierda intelectual, la pseudo izquierda a la cola. No tenían ninguna influencia sobre las alternativas, no tenía ninguna influencia sobre la trayectoria de Macron, no tiene ninguna influencia sobre las consecuencias de elecciones. Y sobre eso podríamos discutir, qué podríamos esperar de la Presidencia de los banqueros, porque no quiero decir Macron. Macron es una figurita en este contexto.
Primero, después de las elecciones Macron va a quedarse muy minoritario en el Congreso. Eso significa que tiene obligatoriamente que aliarse con la ultraderecha y el socialismo desprestigiado, el socialismo de Hollande y todos sus seguidores.
En otras palabras, es un gobierno de la derecha y la ultra derecha neoliberal y capitalista.
Segundo, tiene que aliarse con los grupos más guerreristas en Francia, los que están con Sarkozy y los otros partidos decrépitos en Francia.
Tercero, Macron no tiene ningún otro camino que profundizar la austeridad, profundizar la subordinación a OTAN y la Unión Europea. No tiene el mínimo de independencia para Francia. Los gritos de Macron eran un chiste de mal gusto cuando habla de Francia, Francia y los banqueros están gritando en favor de Francia del bolsillo.
Al final podríamos decir que las elecciones son malas en el sentido de que los banqueros van a profundizar lo peor de Hollande.
Segundo, es el fin de la izquierda como partido y opción, principalmente los izquierdistas que facilitaran los avances de la ultraderecha supuestamente contra la ultraderecha.
Y podríamos decir que ahora la ultraderecha tiene el camino abierto para lanzar las más retrógradas medidas que Hollande no pudo integrar y aprobar.
No hay ninguna posibilidad de que los partidos de izquierda puedan jugar un papel más allá de las presiones y oposiciones de Le Pen.
Tengo miedo de que los intelectuales de izquierda y los medios de comunicación que jugaran un papel sobresaliente en las elecciones. Hay que recordar una cosa, nunca en la historia de Francia hubo tanta fuerza unida de la derecha capitalista, represora y los medios de comunicación. No recuerdo ningún otro momento donde los medios de comunicación unificaran con tanta fuerza, tantas mentiras y tantas denuncias.
Todo el aparato del Estado, todo el aparato de los partidos jugaron un papel. Y a pesar de eso Le Pen consigue 35% de los votos, 1/3 de los votos, 1/4 de los votos en blanco y tenemos un presidente marginal bajo el mando de Alemania, el Pentágono y la propia oligarquía de la bolsa en Francia.
Esos son los gobernantes actuales en Francia. ¿Dónde termina? Yo creo que termina con algunas huelgas esporádicas de los sindicatos que apoyaran a Macron bajo el eslogan contra Le Pen. Muy deshonestos, muy tramposos porque no decían abiertamente que iban a apoyar a los banqueros, que iban a apoyar al simpatizante de Hollande que baja los salarios e impone la austeridad.
¿Por qué los sindicatos no hablan abiertamente en vez de esconderse bajo el eslogan contra la ultraderecha? Yo creo que estamos en un nuevo momento en la historia donde toda la izquierda sindical y los partidos supuestamente de izquierda, los intelectuales del café de la izquierda están en banca rota. Estamos en una situación dramática en Francia.
No dudo que forzosamente la austeridad va a provocar huelgas y desencanto entre los trabajadores afectados. No creo que haya ninguna duda de que los banqueros van a aprovechar esta circunstancia y los obreros más que nunca marginados. Esa es mi visión de lo que existe actualmente y por el futuro muy negro para Francia.

 

EChI: Muy bien Petras, realmente reconocemos y valoramos este análisis. Y porque lo de Francia de alguna manera lo pone a uno en su propio país en algunas aristas. Es decir, está aquello de conocemos el camino.
Pero quería hacerte una última pregunta con respecto a esto. Los 15 millones de franceses que no se dieron otra opción que Macron - Le Pen, ¿o se dieron?

JP: Bueno, yo creo que mucha gente no quería votar por uno o el otro, yo creo que más que nada no representan una alternativa electoral, este, un gran porcentaje de votos en blancos van a preparar otro tipo de luchas.
Los agricultores van a seguir la acción directa bloqueando caminos, utilizando los tractores como medio de lucha. Creo que algunos sindicatos que van a cerrar las puertas afectados por los planes de austeridad, obligatoriamente van a estar en las calles.
Pero no tienen representación en el Parlamento ni en la Presidencia, tienen que actuar solamente por su cuenta.
Ahora, Le Pen va a conseguir una representación en el Parlamento, pero no creo que más del 10% o 15%. Porque todos los partidos de la derecha, centro-derecha, ex-izquierdistas, van a juntar y buscar plazos en el gobierno de Macron. Macron no va a tener su propio gobierno y cada cual va a tener su medio de comunicación para conseguir una porción de votos para ocupar puestos donde pueden enriquecerse como los candidatos de la derecha en la campaña de la primera vuelta.
Va a ser un gobierno reaccionario y corrupto.