“LA INDIGNACIÓN QUE NOS PRODUCE LA RESPUESTA DEL PRESIDENTE A UNA MUJER EN NUEVO BERLÍN DEBEMOS CONVERTIRLA EN LUCHA ORGANIZADA”
Entrevista a Gustavo López (UP), 15 de agosto de 2017

Gustavo López.jpg“Uno no puede más que expresar un visceral repudio a esta actitud de soberbia y desprecio frente a una situación en estas puestas en escena que se hacen, con un elenco que no puede ajustarse a un libreto, que da cuanta de un gobierno en deterioro, en descomposición en su relacionamiento con la gente”, dijo Gustavo López, integrante del Coordinador de la Unidad Popular, al reflexionar sobre la respuesta que dio el Presidente de la República a una vecina de Nuevo Berlín que le planteó la difícil situación que atraviesa. “El Presidente frente al relato que es cierto, contesta recitándole un conjunto de leyes y decretos, lo recita con la soberbia que lo caracteriza y la irritación que le da cuando el pueblo le enrostra la realidad”, aseveró. A continuación transcribimos la entrevista que puede volver a escuchar aquí:
http://www.ivoox.com/gustavo-lopez-15-8-2017-audios-mp3_rf_20339131_1.html

 

Efraín Chury Iribarne: Estamos recibiendo a Gustavo López para conversar un rato sobre diversos temas.
Gustavo, es un gusto realmente que estés visitándonos esta mañana a pocas horas de otra visita de cercanía del estilo de gobierno del Frente Amplio, ayer irradiamos en el informativo lo que dijo el Presidente de la República a una persona que le planteó una problemática muy seria, una problemática de carencias muy grandes y a uno le cuesta creer que este gobierno pueda llegar tan lejos en su actitud prescindente, en la actitud de desprecio por los seres humanos. Me gustaría que pudiéramos hacer un enfoque sobre esto para empezar.

Gustavo López: Buenos días Chury, buenos días a la audiencia, el gusto es mío de compartir este espacio.
Antes de meternos de lleno en el análisis de esta situación generada en el Consejo de Ministros del día de ayer (por el lunes 14 de agosto), quiero hacer una breve consideración preliminar para -de alguna manera- preparar el terreno de lo que uno pretende decir.
Nosotros somos plenamente conscientes de la responsabilidad que supone emitir opiniones, reflexiones, consideraciones en un medio de comunicación y por tanto esa responsabilidad nos impone también cuidar ciertas formas, cierta corrección política, cierto modo de comunicarme con la audiencia y cuando se nos impone opinar acerca de un tema que lo ubicamos en el casillero de lo intolerable, de lo insoportable para la racionalidad y sensibilidad de izquierda, uno tiene que tener mucho cuidado. Porque la indignación le gana a la razón en estos casos y uno no puede más que expresar en primer lugar, un visceral repudio a esta actitud de soberbia, de desprecio como tú señalabas, frente a una situación en donde en estas ‘puestas en escena’ que hace el gobierno por el país, con un elenco que cada vez desafina más, que no puede ajustarse a un libreto, que da cuenta de un gobierno en franco deterioro, en descomposición en su vínculo con la gente, poblado de dificultades desde todo punto de vista en el plano de la corrupción, en el plano de la ética y el manejo de los fondos públicos, en el marco de lo que ha sido la reciente Rendición de Cuentas donde el gobierno reafirma un camino de ajustes antipopular, una vez más trasladando el costo de las dificultades económicas sobre las espaldas y los bolsillos de los trabajadores y los sectores medios.
En ese marco, en esa puesta en escena que el gobierno desarrolló ayer en Nuevo Berlín, una señora de este pueblo le enrostra al Presidente la realidad que todo el mundo conoce. Le dice que tiene una pensión de $3.000, le dice además que sus hijos, dos peones rurales, se van a trabajar con un café negro en la panza  y que en su establecimiento laboral si no se avalanchan sobre la olla no consiguen comer.
Frente a este testimonio, frente a este relato que es rigurosamente cierto, que todo el mundo sabe que esa es la situación y la realidad que viven decena de miles de trabajadores en este país, conteste recitándole un conjunto de leyes y decretos que el gobierno ha impulsado en este período para favorecer a ese sector, entonces lo recita con la soberbia que lo caracteriza y con esa irritación que le da al presidente Vázquez cuando el pueblo mismo, el pueblo como es, le enrostra la realidad en su cara. Desconoce que le estaba planteando a esta señora una serie de derechos virtuales que nunca le llegaron a la puerta de su casa del establecimiento donde trabajan sus hijos, porque no es en Nuevo Berlín, ni en san Javier, ni en Paso Carrasco a unos kilómetros de Young, es en la totalidad del trabajo real en este país en donde se trabaja en condiciones propias del siglo XIX, en donde esos derechos consagrados en el cuerpo legal no se expresan en las relaciones concretas de trabajo de quien tiene que salir a vender su fuerza de trabajo por un jornal obligado.
Cuando Tabaré Vázquez le contesta de este modo a la señora… Por eso yo decía de cuidar la forma nosotros. Es que uno siente que es muy difícil contener el estado de bronca que genera ver a alguien desde el poder despreciando el mundo del trabajo, despreciando al pueblo pobre, uno siente casi que una inclinación natural a proferir un improperio, porque en el mundo real quien desprecia a los de abajo se abraza a los de arriba. En el mundo real de las relaciones humanas de hombres y mujeres de carne y hueso que luchan todos los días para sustentar a su familia, en ese mundo donde decenas y cientos de miles de uruguayos todos los días se levantan a las 6 de la mañana para vender su fuerza de trabajo a cambio a veces de un plato de comida y unos pesos para cubrir los servicios básicos elementales como el agua, la luz y poca cosa más; en ese mundo real lo que uno debería plantearse es que habrá muchas formas de concebir la relación entre el poder y la gente, ahora, desde el punto de vista de la izquierda hay una que es central, el respeto y el aprendizaje que se debe hacer desde los sectores populares, desde nuestra gente, desde el mundo del trabajo, desde la pobreza, sobre todo desde la pobreza rural, muchas veces tan lacerante porque en este país se pasa hambre a dos cuadras de las vacas, en este país se pasa hambre contemplando y digo hambre porque lo que decía esta señora era expresión de hambre y hasta el rostro  de esta señora era expresión de hambre, entonces en esta contraposición de visiones de país, de poder o de actitudes.
¿Usted vio con qué voz acaramelada le habla Tabaré Vázquez a los empresarios? Con cuánta fineza diplomática recorren el mundo ofreciendo el país al mejor postor y las mejores condiciones para la inversión extranjera directa, saqueadora, privatizadora de la economía, qué expresión usa cuando va a los foros empresariales y en contraposición como le habla a esta señora, a esta mujer.

 

EChI: Como entrega a la nación…

GL: ¡Claro! Por qué tanta dulzura para el capital y tanta dureza para el pueblo, por qué le habla así a esta señora que le estaba enrostrando su realidad, que por cierto no es la realidad única de esta señora de San Javier, porque el propio gobierno o el propio presidente conoce, debe conocer o sus asesores les deben informar cuales son las cifras que en este país su propio gobierno reconoce respeto por ejemplo de la infantilización de la pobreza, problema terrible en el Uruguay que no han podido resolver, entonces hay que pensar también en términos de posición dialéctica la realidad y decir como este hombre que se pasea desde los campos de Anchorena del brazo de Bush, que le rinde pleitesía a cuanto gringo pisa este país, que recurre el mundo ofreciendo los recursos naturales para los emprendimientos extractivistas saqueadores y después responde con esta virulencia, con esta soberbia a una mujer de nuestro pueblo, nosotros debemos pensar eso.
Creo que era ayer que Rubio decía acá que cuando alguien está desbordado de problemas en general salta frente a lo más mínimo y yo creo que el gobierno está desbordado de problemas, ha perdido la forma, el rumbo y lo único que tiene para ofrecer a nuestra gente es este tipo de actitud, que para decirlo como nos sale nomás es propia no solo de un soberbio, es propia de quien ve el mundo del otro lado, del que se ha acostumbrado a esa vida de nuevo rico y le parece escandaloso que alguien le diga que los hijos se van a trabajar con una taza de café negro, que tienen que abalanzarse frente a una olla en el establecimiento rural para poder llevarse algo caliente para pasar la jornada.

 

EChI: Tener hambre es ser un desagradecido.

GL: Le llama desagradecida y con eso lo que hace es de alguna manera trasladar la responsabilidad. Parece que esta señora ‘es responsable’ de su pobreza y siempre se exime de responsabilidad a los sectores poseedores de la riqueza. En un país donde 25 mil personas -esto es lo que entra en una tribuna del Estadio Centenario- controlan un cuarto de la riqueza nacional. En ese país se responsabiliza a una mujer de campo por su pobreza, se produce una humillación en público y esto es intolerable, insoportable, no se puede humillar -en público ni en privado pero mucho menos en público- a una mujer de este pueblo como lo hizo ayer el Presidente de la República frente a las cámaras de televisión y para quien quisiera verlo.  Desde esa vida de nuevo rico, ese lugar desde donde ven el mundo los arrastra a este tipo de situaciones. Y nosotros si algo no podemos bancar -y lo tenemos que señalar con toda la dureza- es esto: Que se les falte el respeto a los de abajo, sobre todo cuando en el otro extremo aparecen cándidos y acaramelados cuando hablan con el poder.
No sé qué reflexión habrá hecho esta señora cuando recibió esa respuesta, pero de lo que sí estoy seguro es que buena parte de la inteligencia sensata de este país, de la tradición de la izquierda, la sensibilidad del campo popular, de los trabajadores y trabajadoras cuando vieron ese video sintieron algo similar a lo que sentimos nosotros.
Y quien percibe que eso es exactamente lo que quiere el gobierno tiene que sumarse al repudio, a la indignación, señalar que quien le falta el respeto a la clase obrera de este país no ha entendido nada de la historia de este país, no de la historia reciente, de la historia desde los tiempos de la colonia y la independencia. Este país se hizo a partir del esfuerzo del trabajo organizado y nosotros creemos que ser de izquierda es muchas cosas, lo hemos dicho acá varias veces pero sobretodo pensar el mundo desde el punto de vista de los trabajadores, de los explotados, los oprimidos y cuando se pierde esa perspectiva lo único que hay que esperar es esto, degeneración, corrupción, soberbia, mirar al mundo desde la torre de no sé qué sin rozar siquiera la realidad.
Y no puede quedar esto como una simple anécdota de un dicho desafortunado, o que el Presidente de la República preso de cierto nerviosismo por la situación política nacional, esto es una conducta sostenida del gobierno que inició entre otros José Mujica cuando despreció públicamente a los maestros, al magisterio uruguayo, yo digo si en Uruguay todavía hay Educación Pública es entre otras cosas por el vínculo vocacional, abnegado y cotidiano de los maestros de este país al que Mujica trató de vagos y de dejar tirados a los niños. El desprecio sostenido y permanente que lo puede uno cuantificar en los registros de Internet, del conjunto de expresiones que tuvo Mujica referida a los funcionarios públicos de este país, todas estigmatizantes a lo que continua naturalmente en la misma línea el doctor Tabaré Vázquez, expresiones de desprecio en público y luego la política económica de desprecio concreto, objetivo, material que grava el salario, que deja el conjunto de las relaciones económicas sujetas a los vaivenes del mercado que subordina la economía nacional e intereses foráneos de modo tal que también por esa vía se desprecia el mundo del trabajo.
Se desprecia el mundo del trabajo cuando se insulta a una mujer del pueblo en Nuevo Berlín y se desprecia cuando niega recursos para la Educación, para la Salud y para el salario en la última Rendición de Cuentas. O cuando se tolera -y de pronto más adelante podemos abordar estos temas- que con el dinero público y el dinero público destinado nada más y nada menos que a la Salud de los pobres se terminan enriqueciendo sectores privados vinculados a las esferas del gobierno y del poder, ese es el modo de hacer política que nosotros tenemos que enfrentar con dureza y levantar una perspectiva, una alternativa de izquierda.
 Se sorprende Vázquez cuando alguien le dice que algunos cientos de kilómetros de Montevideo en Uruguay hay hambre, pero en Montevideo vivimos una situación de segmentación.

 

EChI: Cometió el peor de los defectos al expresarse, el de una tremenda necedad que lo caracteriza y no puede evitarla.

GL: Necedad que además lo conduce a niveles de desprecio como señalábamos. Inaudito, inadmisible -y no en Nuevo Berlín en la capital aquí en Montevideo vivimos, esto es objetivamente comprobable, registrado del punto de vista estadístico, alcanza a poco que uno salga a recorrer esta ciudad- vivimos un nivel de segmentación socio cultural que determina que los 15 kilómetros o 20 que separan Carrasco o Punta Gorda de Marconi o Casabó o Borro uno tenga en un extremo niveles del Primer Mundo indicadores de Bruselas en materia de natalidad infantil, de educación, de acceso a servicios, etcétera. Y en el otro extremo indicadores de Haití o de África.
Entonces se sorprende y se indigna, se irrita, Tabaré Vázquez por esta verdad enrostrada por esta señora valiente de Nuevo Berlín a la que a la distancia por lo menos saludamos y sentíamos ganas de abrazarla ayer cuando vimos el desprecio con que fue tratada.
Pero tómese una mañana Tabaré Vázquez y váyase a ver cómo viven cientos de miles de uruguayos que todavía viven entre chapas y cartón en asentamientos irregulares sin saneamiento, dónde comen esos gurises, con qué se visten. Tómese un 149 como me tomé yo hoy a las 8 de la mañana que venía de Mendoza y vea el rostro de la gente que venía a trabajar, la expresión, como vienen ataviados, de qué manera salen de su casa en invierno a trabajar, observe la realidad, repare los detalles, respete a su gente y si no, sea consciente que podrá disfrutar por ahora esa breve brisa de viento a favor que puede tener y podrá embriagarse de poder, pero el viento de la historia arrasa lo soberbio y el viento de la historia pone en su lugar a los que hacen este tipo de cosas.
Nosotros que como Unidad Popular pretendemos con toda modestia defender el punto de vista de la izquierda, el programa de la izquierda, la tradición de la izquierda y el campo popular, decimos que vamos a reaccionar siempre cuando se ofenda, se humille a nuestro pueblo a la hora de ponerse en actitud obsecuente y mendigante frente a los intereses del capital como hace este gobierno.
Entre las cosas que Tabaré le dice a esta señora ayer: “usted debería ser agradecida”… ¿Entonces debería agradecer sus desdichas y la de su familia? ¿Debería agradecer las condiciones materiales de existencia a la que es condenada?
¿Saben quiénes son los agradecidos con este gobierno, que hacen público su agradecimiento a este gobierno?
Las cámaras empresariales, los sojeros, el agro negocio, la inversión extranjera directa, esos son los agradecidos con este gobierno que le ha propiciado las condiciones para multiplicar exponencialmente su tasa ganancia, para  pesar el dinero al tiempo que condena a trabajadores a condiciones de vida propias del siglo XIX, entonces Tabaré y su séquito en lugar de enrostrarle a esta mujer, recitarle esa lista de derechos debería reconocer la realidad.
Las 8 horas en el papel -que Tabaré parece que descubrió la pólvora- por las que murieron los mártires de Chicago en 1886, si no salen del papel a la realidad son letra muerta y para decena de miles de trabajadores de este país eso es letra muerta que no sirve ni siquiera como referencia, peor todavía porque sabe lo que tiene en el cuerpo legal y que no lo puede hacer realidad.
No hace mucho tiempo atrás estuvimos en un pueblo llamado Paso de la Cruz a 30 y pocos kilómetros de Young, cercado por las forestales y estos tambos de última generación de capitales internacionales, no había día de descanso en el tambo, ya no 8 horas, no había descanso semanal, se trabajaba de domingo a domingo, en la forestación había trabajo nocturno en el medio del monte sin reparar en la más mínima condición para el trabajador y qué tipo de salario se paga, los que el propio gobierno reconoce en sus estadísticas oficiales, 600 mil trabajadores por debajo de los $20.000, 800 mil por debajo de los $25.000, 200 mil jubilados con $12.000 de jubilación, los que el propio gobierno reconoce.
Seguramente abordemos otros temas pero en primer lugar reconocer la valentía de esta señora, uno sinceramente sentía ganas de abrazarla y decirle no se deje humillar por esta gente, no se deje humillar usted es la mujer de este pueblo no esta gente.

 

María de los Ángeles Balparda: Hay un montón de mensajes de la audiencia:
“El prescindente dice que tenemos que ser agradecidos con los salarios de hambre que tiene la población, de qué sirven las 8 horas  y el salario vacacional si el sueldo mínimo es de hambre”, dice Andrea y agradece y aclara: “prescindir: dejar de lado, omitir, evitar, olvidar”.
Otro dice: “Buenos días compas, que me dicen ahora en las redes dicen que esta señora que le decía a Tabaré Vázquez que cobraba $3.200 era mandada, ¿mandada por quién, quizás no escucharon a la mujer que sus hijos atropellaban la olla para comer?”, saludos a Gustavo dice Mauricio.
Darío Camilo desde San José manda “un abrazo enorme a Gustavo López, el miércoles 30 tenemos una actividad con él en Libertad, Unidad Popular, Gustavo López difundiendo nuestras propuestas y el trabajo parlamentario de nuestro partido político”, dice entre otras cosas el afiche que tienen.
“Qué verdad Gustavo, siento una indignación superior a mi capacidad de raciocinio, cómo puede un ser que llegó allí que llegó por ese pueblo que desprecia dirigirse así a una ciudadana que exige derecho de ser humano, tengo tanta indignación que supera mi capacidad de raciocinio, despreciable individuo”, dice Hilda.
“Un saludo para Gustavo cuyo brillante y sensible análisis me llena de orgullo pertenecer a la Unidad Popular, fuerza que está con el pueblo de verdad, por El Santoral hay vecinos rural que le pagan $26 la hora y se los está viendo volver a pie a sus asentamientos a unos 10 kilómetros”.
Jorge de Barros Blancos dice: “los otros días me comentaron vecinos de aquí que una mujer llamó a la ambulancia porque sentía que iba a dar a luz, eventualmente por su tardanza acudió a la jefatura de Barros Blancos para pedir un patrullero para ir a Pando, le respondieron que tienen patrullero pero que no tienen dinero para la nafta, por lo cual la mujer desesperada fue a la ruta hasta que alguien la alcanzó hasta Pando, 6 kilómetros nada más, por qué gastan tanto en cámaras y no en recursos genuinos para dar mejor servicio a la población”, se pregunta.
“Soy Néstor de La Paz, un abrazo a Gustavo, quisiera que visitara La Paz en algún momento, los jubilados no tenemos chance de vivir mejor y a esta gente no le entramos con chiquilines de las escuelas”.

 

GL: A La Paz voy cuando me inviten, un abrazo.

 

MAB: “Abrazo para Gustavo y para todos, es una vergüenza lo de la señora”,  dice Mauro el chófer.
“Lo que demuestra el Presidente en su intervención de ayer es su soberbia y la soberbia de la impunidad en que se mueve, lástima ha perdido la oportunidad de dignificar los últimos años que le quedan de vida”, dice Gloria.

GL: Lo que no podemos hacernos nosotros ninguna hipótesis, es dejar que estas cosas pasen sin ser señaladas o relativizarlas, minimizarlas o decir esto fue una expresión desafortunada. No. Esto tiene mucha importancia política porque hoy vi que decían en algunas redes ‘pero en el Consejo de Ministros también pasaron otras cosas’… Sí, habrán pasado muchas cosas, ahora esto no es cualquier cosa. Esto es una expresión política de importancia que desde el punto de vista de la izquierda y del campo popular no podemos dejar pasar sin señalar, sin repudiar, sin solidarizarnos en este caso con el agredido que es esta señora que no hizo más que expresar una verdad.
Y escuchando las respuestas a los reclamos de la gente hay que contenerse para no proferir un insulto.
Yo voy a dar tres datos muy breves de los sectores que objetivamente están agradecidos con este gobierno:
- entre el año 2006 y 2012 el capital recibido de subsidios concretos, reales, de subvenciones 10 mil millones de dólares. En el año 2014,  3 mil quinientos millones de dólares, en el año 2015 fueron 800 millones de dólares. ¿Saben cuántos empleos generaron en el año 2015 los destinatarios de estos 800 millones de dólares? 345 puestos de trabajo, por los cuales recibieron 800 millones de dólares. Dos terceras partes de la clase trabajadora gana menos de $20.000, 500 mil ganan $15.000, 200 mil ganan $11.000 el salario mínimo nacional, 250 mil jubilados ganan  $12.000, entonces ¿quién tiene que estar agradecido? ¿Con quién hay que estar agradecido?
Hasta la última Rendición de Cuentas una multinacional que maneja la cerveza en Uruguay recibía un subsidio, que todavía sigue recibiendo logramos morderle un pedacito para la Salud Pública en la última Rendición de Cuentas. Y este hombre que le cita los derechos a esta valiente mujer de Nuevo Berlín, en la última Rendición de Cuentas no se animaron a tocar a la transnacional que maneja los juegos de azar y las carreras de caballos, pero ni siquiera mínimamente, a rozarle un pedacito de la riqueza, ni a eso se animaron.

 

MAB: Hay más mensajes por acá.
“Lo de Vázquez me dolió mucho pero los aplausos de los presentes mucho más”, dice Elba de Fray Bentos.
“Un gobierno que cachetea a quien le dio su voto tanto como al que no, no  puede perdurar, arriba  mi pueblo, a retobarse”, dice Daniel.
“Buen día, estoy con Gustavo, le dijo tendría que ser agradecida y lo aplauden que vergüenza, tengan buen día”, dice Violeta de Malvín.
“Vamos arriba Gustavo”, dice Rómulo.
“Buenos días para todos, buen día para Leonardo Luzardo que cumple años, salud y abrazo”, dice Lidia Salomón.

GL: Un abrazo a Leonardo.
 

MAB: Y Mario nos manda una frase de Benito Juárez: “Malditos aquellos que con palabras defienden al pueblo y con sus hechos lo traicionan”.
 
GL: Sí, a mi me parece bien interesante que se multipliquen estos mensajes de indignación y que esa indignación se exprese por todas las vías, por esa también, pero sobre todo se convierte en lucha organizada, a esta gente se la derrota con lucha organizada, no hay otra

 

MAB: “Soy Ruben de La Teja yo voy seguido al campo, adonde voy al muchacho le pagan $4.200 por mes y trabaja todo el día. Qué fenómeno Vázquez le piden que por favor haga algo y le pasa el fardo al otro y esto lo llama de mentiroso, que fenómenos estos locos, vergüenza nacional”, dice Eduardo de Sanhgrilá.
 

EChI: La verdad que la gente ha respondido de manera impresionante, impactó a la gente esto, le produjo un golpe.
Es como decía Gustavo, para derrotarlos hay que organizarse.

GL: Sí, ese es el reflejo que por suerte nuestra gente tiene cuando ve algo tan injusto, tan irritante, tan insoportable  desde el punto de vista de la sensibilidad de la izquierda, que reacciones de esta manera está muy bien y nosotros tenemos que hacer esfuerzo para convertir esa reacción en lucha organizada, en compromiso y venimos de momentos muy importantes en la vida política.
Yo en los minutos finales quiero señalar por lo menos dos o tres cosas, primero volver a decir que la victoria de nuestra fuerza política en la Rendición de Cuentas, acompañando el movimiento del campo popular, sobre todo en lo vinculado en los dineros para el Clínicas, ha colocado a nuestra fuerza política en inmejorables condiciones para avanzar en su desarrollo, en su crecimiento en todo el país. Acaso este sea el momento de mayor crecimiento real de la Unidad Popular, claro que hay que preparar a toda la Unidad Popular en su organización, en su dinámica, en su desarrollo para ese crecimiento, yo creo que estamos en condiciones de gravitar políticamente y de organizarnos con decenas de miles si nos lo proponemos  y eso es lo que tenemos que proponernos.
Por otro lado se vienen dos o tres instancias claves, una de ellas es la investigadora sobre ASSE, ya ha tenido sus primeras, increíble todavía no empezó a funcionar la investigadora y ya hay como acciones preventivas del gobierno, por ejemplo la destitución o la solicitud de destitución del ex diputado comunista Andrés Toriani, hoy director del Hospital de Rivera, elemento importante para señalar, el gobierno está tomando acciones preventivas previendo justamente valga la redundancia las consecuencias de una comisión investigadora.
Y luego del punto concreto una invitación a la audiencia y a los compañeros sobre todo del Coordinador ha resuelto editar un pequeño folleto que contiene la intervención del compañero diputado Eduardo Rubio en ocasión de fundamentar su voto en contra al proyecto Rendición de Cuentas, una intervención muy concreta, muy contundente del punto de vista de su hondura argumental, del peso de lo que allí se establece.
Entonces este folletito que dice ‘La batalla de la izquierda  en la Rendición de Cuentas’, que reproduce la intervención de Eduardo y algunos de los aditivos presentados por nuestra fuerza política, haciendo precisamente eco en el parlamento de los reclamos de los sectores populares y el movimiento social.
Este folleto está a disposición en el local sindical, es un volantecito, lo puede llevar obviamente que gratuitamente y hemos dispuesto en el Coordinador del día de ayer una jornada de propaganda en diferentes puntos de la Avenida 18 de Julio -Explanada de la Universidad de la República, Plaza de los Bomberos, Explanada de la Intendencia y en Plaza Libertad- distintos compañeros con mesas y materiales de la Unidad Popular, con este folleto que establece la intervención de Eduardo y la batalla de la izquierda en la Rendición de Cuentas, los estamos invitando a sumarse a los compañeros de siempre, a los compañeros nuevos, a los compañeros que quieran conocer, interactuar, hablar, preguntar, discutir.
Y luego la batalla por la vivienda, que seguramente de acuerdo a lo que establecen los compañeros de la bancada y el ritmo que esta discusión viene teniendo en ese ámbito, se prevé que en la segunda quincena de septiembre más o menos este tema podría estar entrando en la discusión del pleno y así como en la rendición de cuentas dimos una batalla de ideas, una batalla programática, una confrontación de modelo de país, en la investigadora de ASSE con mayor claridad tal vez aún, vamos a ir por la defensa de lo público y en esta batalla por el Plan Nacional de Vivienda Popular estamos de alguna manera comprometidos a reflejar allí una de las necesidades más sentidas de nuestra gente y enfrentar también desde el punto de vista de la lógica de cómo el estado debe atender un bien social, un bien como el de la vivienda.

 

EChI: Muy bien Gustavo, te agradezco que hayas estado con nosotros comentando estas cosas.

GL: Gracias a ustedes.